19/12/09

Poco a poco, pérfidamente



Poco a poco, insidiosamente, el gobierno mundial se ha instalado en Copenhague. Los ecologistas, los verdes y los que prefieren un paisaje puro a una tierra justa han apoyado a los banqueros y a los mafiosos.



No es una broma lo que esta pasando y es, hasta diría yo, obsceno. Cuando sabemos lo difícil que es hoy en día vivir en los países desarrollados con la crisis económica, con el paro, con la pobreza… y que estos bandidos nos hagan pagar (siempre pagamos nosotros, ¿no?) por un calentamiento que hasta mi abuelita, que no tenia estudios, encontraría absurdo. La ignorancia y la propaganda van de mano en mano. Esto también mi abuelita lo diría. Pero los ecologistas creen que un paisaje verde, sin populación asquerosa, es mejor que un paisaje sin hambruna ni guerra. Los ecologistas que apoyan al gobierno banquero de Copenhague creen que los pingüinos son mas importantes que los africanos. A los ecologistas y verdes de Copenhague que actúan como jóvenes milicias y que no dejan la expresión libre de otros pensamientos que los suyos, les importa un bledo la justicia y la paz. Son un reflejo de los banqueros, sus esclavos, sus ordenanzas, sus perros fieles.



Obsceno que tengamos que pagar impuestos al BANCO MUNDIAL y al FONDO MONETARIO INTERNACIONAL. Nos hacen pagar la locura y el egoísmo de unas cuantas familias que solo piensan en gobernar el mundo. Es curioso pero a mi esto me recuerda mucho al Nazismo, allá hacia los años 30, cuando empezaron a crear insidiosamente un camino hacia el nuevo orden mundial. Empezaron así, ecolos y verdes, naturalistas, limpios, eficaces, poco a poco con leyes e impuestos, con reglas y despachos, con una burocracia eficaz, con una propaganda extrema… hasta que decidieron verdaderamente pasar en acción, después de unos 10 años de propaganda y de mensajes subliminales, después de controlar a la populación, después de haber educado a lo que hoy llamamos “los niños o hijos de Hitler” que fueron carne de cañón inmediata y resoluta. No hay perdón con gente que quiere gobernar el mundo y que ansia esclavizar a la populación. No hay perdón, digo. Y digo, oiga, yo no he votado para este escándalo monetario. Yo vivo en una democracia, creo en la paz y en la justicia y mis padres han luchado para que yo viva en una democracia y no he votado para lo que los bancos han decidido. ¿Que esta pasando entonces?



Aquí va la última entrevista entre Alex Jones y Lord Moncton. Este último os dirá con más claridad lo que finaliza en Copenhague.




Parte 1




Parte 2



Parte 3



Parte 4







6 comentarios:

Lola dijo...

Y no hubiera sido mejor que todo el dinero gastado en no decidir nada se hubiera dedicado a cosas como hacer hospitales en Africa por ejemplo? Estoy indignada. Besos Lola

Lydia dijo...

Hola Lola, cuanta razón tienes. Tanto dinero, ay ay ay, que gentuza.

Un abrazo,

Maripaz Brugos dijo...

Lydia, páso a saludarte y desearte unas felices fiestas navideñas. Muchas gracias por tu preciosa compañia.

Besos para tí y lametones para Laika

Lydia dijo...

Maripaz, muchisimas gracias y te deseo igualmente un feliz año nuevo y que lo disfrutes con tu familia, tus amigos y Laika.

Un abrazo fuerte,

Black Eagle dijo...

De este tema mejor no comentar nada más, porque creo que ya está todo dicho. Que se tengan que gastar en medicinas todo el dinero que les están robando al pueblo.

Prefiero celebrar estos días festivos, que aunque considere que también es una forma de negocio, por lo menos sirven para alegrar a la gente y promover un poco de solidaridad que tanta falta nos hace.

Feliz Navidad y que el año nuevo te conceda todo lo que deseas y salud para disfrutarlo.

Un abrazo.

Lydia dijo...

Muchas gracias Black Eagle! Tienes razón, basta ya de tanto lio mafioso con los bancos, almenos por unos dias :). Te deseo a tí tambien unas buenas fiestas con tu familia y tu perrita tan guapa y que podamos todos disfrutarlo con el regalo más bello que la vida nos puede dar, la salud.

Un abrazo fuerte,