26/12/09

Brazil, de Terry Gilliam: una visión del Nuevo Orden Mundial


Los que no quieren ver la realidad del Nuevo Orden Mundial es o porque prefieren ignorarlo, simplemente, o porque no son concientes que existe ya. Sin embargo no es una broma, este Nuevo Orden Mundial ya está en las puertas de nuestras vidas.


Este Orden lo controlará todo: el dinero, con una moneda mundial; el trabajo, las relaciones entre personas, nuestros desplazamientos, nuestro ocio, nuestra salud, nuestra comida, nuestra familia, nuestras conversaciones privadas, nuestro correo electrónico… Información, compras, DNI electrónico, todo computerizado, marcado, vigilado. Cameras en las calles. Movimientos controlados. Chips corporales. Chips mentales… Todo será vigilado, sin piedad.


Y esto poco a poco. Esto aquí, ya, pronto.


En 1985 yo nunca había oído sobre el Nuevo Orden Mundial ni tampoco me podía imaginar que un día pudiese llegar a existir. Cuando fui a ver la película de Terry Gilliam, Brazil, quedé maravillada y aterrorizada a la vez. Me pareció y me sigue pareciendo una obra de cine maestra, una de las mejores películas que jamás he visto y una película, ahora me doy cuenta, que trata del Nuevo Orden Mundial.


La sociedad que nos muestra Terry Gilliam en su película esta influenciada por la novela El Proceso de Kafka y por la de George Orwell, 1984. Muestra lo que estos dos genios vieron de antemano, cada uno a su manera: un mundo regido y dirigido por tecnócratas fanáticos, científicos locos, un mundo gris y triste, un mundo sin esperanza, mecanizado, ordenado. Un mundo sin sueños ni libertad individual.


Y Brazil habla de todo esto. Pero en Brazil el personaje principal tiene sueños y poco a poco se transformará en una persona libre.


Hoy, en este final de año y a las puertas de 2010, después de lo que hemos vivido últimamente, después de haber sido testigos de tantas mentiras ( la crisis económica causada por la avaricia de los bancos, la falsa pandemia de la gripe A, el escándalo del calentamiento de la tierra, la política del Shock con el régimen dictatorial que se hace sentir en Estados Unidos desde la elección de Obama, la guerra que sigue y que seguirá, la invención de los terroristas para controlar con el miedo, los proyectos de control que tienen en vista sobre la sociedad los altos cargos políticos y los bancos, la censura que pronto asaltará Internet…), Brazil, obra de arte visionaria, vitriólica, nos hace ver, límpidamente y seriamente como ya es y será este mundo en el que vamos entrando, un nuevo mundo totalmente absurdo y surrealista y esto que lo queramos o no, que lo veamos o no.



No nos confundamos con la puesta en escena al estilo retro, ni no nos confunda el humor a la Monty Python. Brazil es una tragedia moderna, como lo fue en su tiempo (y sigue siéndolo) Los Tiempos Modernos, de Chaplin. Podemos reír, pensar que esto no es cierto, que el mundo de Brazil es una fantasía… Brazil habla de nosotros, en este presente, y habla de nosotros en el futuro; en este presente y en este futuro en peligro de perderse bajo el yugo fatal de los que solo creen en la uniformidad y la separación, en el control y en la autocracia, en el despotismo.



Para sobrevivir en este Nuevo Orden Mundial vamos a necesitar fuerza interior, imaginación, amor, ilusiones, sueños, libertad.



Brazil no aporta ninguna solución. Simplemente relata y nos hace ver. Terrible visión. El Nuevo Orden Mundial no es una broma.



Aquí va toda la película, desde Youtube. Está en inglés.



Parte 1/14- Brazil


Parte 2/14


Parte 3/14


Parte 4/14


Parte 5/14


Parte 6/14


Parte 7/14


Parte 8/14


Parte9/14


Parte 10/14


Parte 11/14


Parte 12/14


Parte 13/14


Parte 14/14

2 comentarios:

Black Eagle dijo...

Felices fiestas Lydia.

Eso es lo que podemos desearnos en estos momentos que como bien dices están siendo controlados por ese nuevo orden mundial, que ni es nuevo ni es ordenado, ya que su único propósito es el poder y ya se sabe que el poder corrompe.

Pero en estos días no quiero ponerme pesimista y prefiero celebrarlo con mis amigos y mañana, cuando llegue el nuevo año, ya veremos lo que pasa.

Un abrazo.

Lydia dijo...

Amigo Black Eagle, ya tendremos suficiente tiempo en 2010 para rompernos la cabeza como eliminar a este Nuevo Orden.

A mi me da energia ver peliculas como Brazil, que aunque sean tristes estan tan bien hechas. Y siempre es positivo entrar en contacto con el Arte. El N.O.M. odia el arte, ya que el Arte es subversivo.

Felices ultimos dias de este año que ha sido bastante complicado, amigo, que lo disfrutemos lo más posible para dentro de unos cuantos años poder reirnos de él.

Un abrazo fuerte,